Actualidad

20/04/2017

Factores que influyen en la frecuencia de la limpieza de las comunidades de vecinos

Factores que influyen en la frecuencia de la limpieza de las comunidades de vecinos

La frecuencia es uno de los factores más importantes a tener en cuenta en la limpieza comunidades en Álava. La periodicidad no se puede generalizar. Según las características de nuestro edificio, nos interesará o será necesario establecer una frecuencia u otra. Tampoco hay que realizar las mismas tareas cada día. Con una buena planificación nuestras zonas comunes estarán limpias todos los días. 

El recibidor es una de las áreas en las que tenemos que focalizar nuestra atención. Las empresas de limpieza de comunidades en Álava somos conscientes de que se trata de la zona común de más tránsito. Por eso, hay que limpiarla, como mínimo, una vez a la semana; o, incluso, dos. Podremos establecer la frecuencia más adecuada en función del tipo de suelo que tengamos y número de espejos o de cristales, así como del tipo de familias que vivamos en la finca. Si tenemos muchos niños y queremos que todo se mantenga limpio, nos tocará aumentar las jornadas, ya que los pequeños suelen ensuciar más que los adultos. 

Si tenemos muchos cristales o espejos y son de gran tamaño, lo más apropiado es que la empresa prepare un dispositivo concreto con un tratamiento específico, ya que se trata de zonas muy sensibles que se ensucian con facilidad. 

Es muy importante que la empresa que contratemos disponga del equipamiento adecuado para realizar la limpieza de cada zona. En los garajes y sótanos, nos interesa que, una vez a la semana, nos los limpien con un cepillo de barrendero; pero, un par de veces al año, tendrán que utilizar máquinas fregadoras. 

En Limpiezas Julker, S.l., contamos con un equipo de profesionales especialistas en la limpieza de comunidades. Disponemos de los sistemas, métodos y equipamientos más adecuados para limpiar vuestras zonas comunes. Sabemos lo importante que es la higiene en los edificios. Por eso, os podemos aconsejar sobre la frecuencia más oportuna.